UN CAMINO CRUCIAL COMO PAÍS

Ingresar en la OCDE

 

Marcelo Scaglione, especialista en Gestión Pública & Relaciones Internacionales para América Latina y Europa es Subsecretario de Estado, representante del Ministerio de Hacienda ante la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos).  En su paso por Salta, y por intermedio de la Sociedad Rural Salteña, miembro del Consejo Económico y Social de la Provincia de Salta, se reunieron en su sede para conocer los avances de la Argentina en este organismo internacional.

Sin duda la vasta experiencia de Scaglione en el exterior, donde obtuvo su master en Administración Pública de la Escuela Nacional de Administración– Párrafo aparte merece la anécdota de que fue compañero del actual presidente de Francia, Emanuel Macron, en ese postgrado y con quien compartió posteriores trabajos-, lo llevaron a ser elegido el indicado para nuestro ingreso como país miembro de este organismo que se caracteriza por tener entre sus 35 miembros a los países más desarrollados del mundo. Como Director de Desarrollo del Consejo de Cooperación Económica dirigió, bajo mandato del Presidente de la Comisión Europea, el “Plan de Acción Mediterráneo”. Dicho Plan elaboró proyectos de desarrollo económico en los sectores de energía y utilidades, infraestructuras y transporte, telecomunicaciones y nuevas tecnologías, y servicios financieros en nueve países del Mediterráneo (España, Francia, Italia y Portugal & Argelia, Egipto, Libia, Marruecos y Túnez). En el Plan tuvo la oportunidad de negociar los proyectos con los Jefes de Estado y de Gobierno.

Ante los miembros del Consejo explicó que el acceso a la OCDE nos da una mirada que va más allá de la gestión del actual presidente. Ante la pregunta de los miembros sobre un futuro lugar en la OCDE si asume la fórmula Fernández- Kirchner, respondió que resulta muy difícil porque el fin principal del organismo es el de la cooperación mutua que implica una apertura al mundo.

¿En qué avanza un país al participar de la OCDE?

Desarrollan mejores prácticas a nivel Gobierno, Congreso, Provincias, Empresas, Sindicatos, Academia.

¿Cómo surge la OCDE ?

Este organismo es una continuación del plan Marshall. Luego de la segunda guerra había que reconstruir Europa y con 10 mil millones de dólares estos 20 países miembros lograron levantarse y convertirse en potencia. El doble de lo que gastó el kirchnerismo. La OCDE se creó en 1961, luego entraron únicamente 15 países en más de 50 años a través de tres procesos que se han hecho en forma sucesiva

¡Entonces la OCDE aceptaría países complicados como la Argentina?

Sin duda, los países europeos estaban desbastados, pero también está el ejemplo de Corea del Sur, que al ingresar en la década del 70 era una nación muy pobre en todo sentido. Hoy 40 años después es la doceava economía mundial.

¿Cómo trabaja la OCDE?

La OCDE es un foro de gobierno para encontrar soluciones a los problemas de los países. No hay ideología, no importa si es un país de derecha, de izquierda o de centro. Se basa en datos que surgen de la evidencia empírica. A través de sus doscientos cincuenta comités y grupos de trabajo tiene a los mejores expertos mundiales de los treinta y cinco países miembros temas tan diversos que incluyen desde lo económico, fiscal a temas sociales, de educación, salud, ambiente. De hecho, el G20 basa sus decisiones en las sugerencias que surgen de las investigaciones de la OCDE. Por ejemplo, las pruebas PISA provienen de la OCDE, y no en vano los que integran los primeros lugares son miembros del organismo. Esas pruebas miden el impacto en la calidad educativa en todos los países del mundo.

¿Alguna vez algún país fue expulsado?

Ninguno. Porque al cooperar entre países cuando alguno se sale de los lineamientos, los países miembros ejercen la presión para que vuelvan a su cauce. Sí sucedió que Rusia estaba en carrera para ingresar a la OCDE invadió Ucrania con lo cual fue descalificada.

¿Cómo es el sistema de ingreso al organismo?

Es como aspirar a entrar a una Universidad como Harvard. El trayecto es muy difícil, son años de demostrar que somos un país que cumple los estándares.

¿Fue difícil para la Argentina estar entre los candidatos?

Cuando nosotros en 2015 les anticipamos nuestro interés de ser candidato nos respondieron que no había intenciones de abrir el espacio a ningún país. Pero nosotros empezamos a trabajar con la idea de estar preparados para el momento. Ingresar a la OCDE es difícil y complejo porque además hace falta la unanimidad de todos sus miembros no solamente respecto de un país sino respecto de un paquete de países. No se ingresa a la OCDE en forma individual. Hoy la Argentina ya tiene presentada su candidatura, que tiene el apoyo de los 35 miembros. En el grupo están Perú y Brasil por América Latina, y Rumania, Croacia y Bulgaria por Europa.

¿Brasil nos lleva la delantera?

Al contrario. Nosotros estábamos trabajando arduamente para entrar en las diferentes comisiones, mejorar nuestras leyes, presentando proyectos y muchos países se quedaron en un statu quo esperando. Brasil al ver el trabajo de Argentina empezó a avanzar también.

¿Nosotros teníamos contacto con la OCDE previamente?

Sí en 1986 ingresamos en el Comité de Semillas, luego con el Esquema de Agricultura en 1995, al año siguiente en Comercio. En el 97 en Inversiones y también en el de Anti-Cohecho, dos años antes del cambio de milenio en Pesca.Pasaron 13 años para entrar en la comisión de Químicos y Política Científica y Tecnológica y finalmente en Fiscales en 2014.

¿Y actualmente cuántos comités integran?

Todos. En 2016 ingresamos en 5 y en 2017 en los diez restantes. Fue un desafío ambicioso. Tuvimos que trabajar mucho y en el organismo vimos reflejado estos avances pues al principio solo 8 miembros nos apoyaban y hoy los 35 que lo conforman.

¿Qué tipo de políticas y estrategias tuvo que asumir la Argentina?

Trabajamos con el Congreso Nacional permanentemente y de manera estrecha con los especialistas de la OCDE. Se aprobaron la Ley de Responsabilidad Penal Empresaria, la Ley de Defensa de la Competencia y tantos otros temas a los que nos comprometimos. Tres leyes de política regulatoria y simplificación. 50 normas del poder ejecutivo que se aprobaron que están en línea con los instrumentos del organismo. Quedan muchas leyes por tratar y para cada uno de los temas asociamos a los diputados y senadores de la oposición porque se trata de una política de Estado.

La Argentina en el periodo 2018 -2019 asumió 120 nuevos compromisos. Tenemos ya un 71% de cumplimiento. En abril de 2017 Nicolás Dujovne presentó el plan de acción, y en noviembre fue a rendir examen en la OCDE y dijo: “No solo cumplimos con los 60 compromisos y le agregamos 40 compromisos más”. Estamos bien encaminados porque todos los ministerios trabajando en temas de políticas económicas, sociales y derechos humanos; por ejemplo hace días lanzamos con Claudio Avruj el plan de Derechos Humanos ampliados lo llevamos a todas las empresas.

¿Y qué pasa con el trabajo en las provincias?

Tenemos que lograr que las provincias sean parte de este camino porque los temas de ambiente, de educación, de salud son competencia originaria de ellas. Tenemos que conseguir que trabajen en forma articulada.  Salta es una provincia que puede estar extremadamente beneficiada. Tiene mucho potencial y este proceso ayudará al interior. Las inversiones al final del día no llegan al Ministerio de Hacienda sino al territorio. Con lo cual en la medida que se aprecie el potencial de recursos humanos, naturales y la institucionalidad de las provincias, junto con las herramientas de la OCDE se vuelven atractivas para los inversores.

¿Bajarán los impuestos que afectan la producción?

Tenemos que bajar muchísimo la carga tributaria. Hay datos que son escalofriantes. El nivel de carga tributaria en los países de la OCDE es 34 % y acá es 32% pero sobre dos tercios del producto en la Argentina porque un tercio es en negro, por lo que es más alta que 32%. El Estado en el último gobierno duplicó el gasto público y hubo que bajarlo. Christine Lagarde que fue ministra de economía en cuatro años bajó solo el 0.6 del PBI. Acá son 8 puntos en cuatro años donde el esfuerzo más grande se hizo en estos dos últimos años es algo muy difícil y bajar impuestos en un escenario de déficit es complicado. Tenemos que ir por ahí y así vamos.

¿Cómo nos ve la OCDE en el tema de políticas agrícolas?

Argentina ingresó en el primer comité en 1995, ya veníamos trabajando en el esquema de semillas. Hace unos días he presidido por Argentina el comité de Semillas. Este año finalizamos con éxito una revisión y análisis de dos años sobre la política agrícola y destacó la capacidad técnica de la Argentina que tiene un liderazgo global. También destacó los organismos técnicos, a la altura de los organismos técnicos de los países más desarrollados del mundo. Puso foco en la capacidad que tiene la Argentina unificado extensión territorial, aplicando tecnología, articulando con la tarea de los organismos técnicos, la capacidad que tiene de aumentar de manera considerable su participación en el mercado global con producciones del mercado global. También el sistema de inserción inteligente en el mundo, porque somos los primeros abastecedores agrícolas y en el proceso de acceso a la OCDE alinea las políticas públicas con las mejores prácticas internacionales de las que ya somos parte.

¿Cuánto puede llevar en promedio para que la Argentina sea miembro pleno?

Colombia tardó 8 años, desde 2010 a 2018. Se invita a los países, pero no todos llegan a la meta en el mismo tiempo. Algunos tardan muchísimos años.  El gobierno argentino se puso un plazo ambicioso de cuatro años, pero lo importante es que si seguimos así es cuestión de tiempo ser miembro de este selecto. Al final del día, no queremos tener el sello de la OCDE. Como dice Steve Jobs “lo importante es el camino”. Lo que queremos es garantía de calidad en el recorrido. Es un curso de aprendizaje.

Marcelo con Mónica Duba de Ucasal, Horacio Ruiz Echazú de la Cámara de Turismo, Rodrigo Frías de la Cámara de Minería y Vice presidente del Consejo

Daniel Chávez Díaz y Abel Fernández Castro de la Unión Industrial, Fernando Pequeño Ragone de Asociación Ragone, Patricia Saravia Patrón Secretaria del Consejo y Federico Cabada Secretario del Ejecutivo del Consejo

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *